Aceptar
Uso de cookies. En aglutinante.com usamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies.

Como llegar a comensales celíacos y el "efecto post-celíaco"

30 ene 2018
Llegar a clientes celíacos es fácil con la ayuda de aglutinante. Y sobre todo, te aleja del temido efecto post-celíaco. Sigue leyendo si no quieres perder detalle de qué significa este efecto y cómo puedes ganar más dinero atendiendo a comensales celíacos

Según diferentes estudios, el porcentaje de celíacos en España ronda ya el 2% de la población. Está claro que puede parecer bastante poco y que un restaurante puede pensar que total, no merece la pena hacer una inversión en adaptar su menú para celíacos o recibir formación para implantar un protocolo de actuación porque ese 2% en su localidad no supone casi nada para ellos.

Sin embargo, cuando un restaurante no cuenta con una oferta para celíacos, no está perdiendo a ese 2% de clientes, sino que pierde mucho más.

¿Qué pensaría si le decimos que el número de clientes que deja de ganar no es el 2%, sino el 15%? ¿O el 20%? ¿O más aún? 

El porcentaje de celíacos en España se acerca al 2%, pero no tener una carta adapta a este público te hace perder muchos más clientes de los que te imaginas. 

Pérdida de clientes celíacos, pérdida de todos sus contactos 

Cliente-celiaco-nunca-come-soloNo queremos ser alarmistas, pero pensemos un momento. Salvo en restaurantes muy concretos y en momentos muy puntuales (restaurantes donde paran a comer trabajadores solitarios como camioneros o comerciales), la mayoría de comensales de cualquier establecimiento no acude al mismo solo, sino que va acompañado.

Una persona celíaca, al igual que cualquier otra persona no celíaca, acude al restaurante con su familia, por ejemplo, con sus amigos, con los compañeros de trabajo o con su pareja. Por lo tanto, en el mejor de los casos, en lugar de perder al cliente celíaco, si sólo ha salido con su pareja, estamos perdiendo a los dos. Es decir, en lugar del 2% que citábamos antes, estaría hablando del doble, del 4%. Pero si la persona celíaca va con 20 amigos, ¿qué porcentaje de población estamos perdiendo? ¿Alguien se atreve a calcularlo?

Si una persona celíaca sale en grupos de 20 amigos o más, ¿cuántos clientes estoy perdiendo? ¿Al celíaco o a sus 20 amigos? Esto si es para preocuparse, ¿verdad? ¿Aún piensas que el cliente celíaco está siempre como el chico de la foto, sólo?

Otros riesgos derivados: el “efecto post-celíaco”.

Hemos querido llamar “efecto post-celíaco” al proceso que lleva a los clientes de un restaurante a dejar de acudir al mismo incluso cuando van sin la compañía de la persona celíaca. Este proceso es real, existe y se da todos los días.

Vale que el nombre nos lo hemos inventado, y puede que no sea el más adecuado, pero podemos aseguraros que es real. Y lo vivimos día a día, cuando salimos con los amigos, asiduos a un restaurante, al que por ejemplo llamaremos Casa Pepe, del que no salen nunca simplemente porque es “el de toda la vida”… hasta que llego yo, el celíaco, y queremos ir un día a tomar unas cervezas. En Casa Pepe no tienen cerveza sin gluten para mi, los aperitivos no los puedo tomar, y si se alarga la cosa sólo puedo comer la ensalada mixta y con miedo a que exista contaminación cruzada.

Entonces les digo que vayamos a Casa José, que está cerca, y yo puedo estar tranquilo y disfrutar de su compañía. Como soy su amigo, aceptan y vamos a Casa José.

En Casa José, que nadie lo conocía, nos tratan muy bien, como en el otro sitio. Pero yo puedo estar bien y puedo dejar que ellos elijan los platos por primera vez, porque sé que podré comer de todo. Además, se sorprenden porque la comida está rica (hay quienes piensan que la comida sin gluten no está buena). Al final del día, hemos comido todos genial, en un sitio que nos ha gustado y donde yo he estado tranquilo y quedamos en volver a salir la próxima semana.

¿Te imaginas cuál es el resultado?

Foto de cualquier Casa José de los muchos que hay

Pues sí, este grupo ya no va más al restaurante Casa Pepe, porque en Casa José les atienen de maravilla y cuando yo quiero ir con ellos no tienen que cambiar de sitio. ¿Sabes qué porcentaje de clientela está perdiendo Casa Pepe? No es un 2%, sino que podríamos estar hablando del 30% o 40%.

Así, Casa Pepe ha perdido no sólo al cliente celíaco, que nunga llegó a ser celíaco, sino a un grupo numeroso de clientes asiduos, lo que puede suponer un 30% de su facturación mensual. 

Adaptar oferta gastronómica para celíacos.

¿Cuál es la solución? Muy sencilla, adaptar la oferta gastronómica de mi restaurante a un comensal celíaco, que vendrá siempre o al menos el 99% de las veces acompañado, y que, al existir poca oferta para ellos en la actualidad, repetirá seguro. Además, hoy en día ofrecer una amplia variedad de platos para celíacos te diferencia del resto de negocios de tu alrededor, lo que te ayuda a atraer nueva cliente y fidelizar a los clientes celíacos de la zona. Es una solución redonda, rentable y, con la ayuda de Aglutinante, real.

Si quieres dejar de ser Casa Pepe para convertirte en Casa José y aumentar tu facturación, confía en la marca líder del sector para adaptar tu oferta gastronómica para celíacos; confía en Aglutinante.